Las obras en la Avenida de Portugal avanzan en su primera fase de urbanización

Inversión superior a los 210.000 euros para esta actuación que comprende el tramo desde el Cruce del Carmen hasta Santa Lucía

Descargar Pdf

El Ayuntamiento de Aracena avanza en el proyecto de restauración de la antigua travesía N-433, tras culminar las obras de la calle José Nogales la pasada primavera, en uno de los proyectos viarios más importantes de las dos últimas legislaturas. 

Carlos García, concejal de Urbanismo, ha destacado la importancia de esta obra para la población y los planes futuros en cuanto a la continuación del proyecto, “que nos llevará hasta la salida de la rotonda del Polígono Industrial Cantalgallo”. 

La intervención actual en la Avenida de Portugal comprende el tramo desde el Cruce del Carmen hasta Santa Lucía, que se realizará en tres fases, dada su envergadura y con el objetivo de evitar molestias y problemas circulatorios de tráfico y acceso vecinal. Así, la primera fase, ocupa el tramo desde la esquina del Carmen hasta la conexión con la calle Antonio Cuba, la segunda fase hasta la calle Olvido y la tercera hasta Fraternidad (inicio de la plaza de Santa Lucía).

Actualmente, se está ejecutando la urbanización del primer tramo, que supone lo más complejo porque hay que descubrir las canalizaciones, servicios y suministros que trascurren por la vía y ejecutar las mejoras previstas. García ha destacado que este tramo es el más complejo de los encontrados en los últimos años, por el trazado de la calle, que es el punto más estrecho y más difícil a la hora de diseñar su nueva configuración. “Hemos procurado, en todo caso, que quede lo mejor posible, tras reuniones con los vecinos y técnicos municipales para buscar las mejores soluciones de accesibilidad y circulación de vehículos. Donde no se puede sacar una plaza de aparcamiento, procuramos que la accesibilidad y seguridad sea la máxima posible, eliminando en lo posible las barreras arquitectónicas y dando un trazado más cómodo a la vía”, puntualiza García.

Esta actuación pertenece al Plan Municipal de Obras 2019 y supone una inversión superior a los 210.000 euros, correspondientes a fondos municipales y Anticipo Reintegrable de Diputación.